2011, hubo paz para el cine



Resulta curioso que haya solo un post de diferencia entre esta lista de lo mejor de 2011 y la que publiqué hace alrededor de un año con respecto al 2010, lo sé. Lo primero que me he propuesto hacer es sin duda plantear mis disculpas por este abandono tan radical que ha sufrido el blog. Estoy acabando una carrera y compaginándolo con el trabajo, lo que me deja poco tiempo para escribir sobre esta mi gran pasión. Espero sepa el lector excusarme.

Pero no todo ha de ser palabrería, puesto que traigo conmigo mi lista (cómo nos gusta hacer listas de todo) personal e intransferible de lo que servidor consideró lo mejor del ahora terminado 2011.

Este año estoy contento con lo que a cine se refiere, pues me he podido permitir el lujo de incluir varios títulos españoles, lo cual es un placer, y en general siento que este año he visto grandes cintas. Como último apunte antes de entrar en materia, recordaros que tengo en cuenta las películas estrenadas en 2011 en su país original y no solo en España. Vamos a ello:


10. X-Men: Primera generación (Matthew Vaugn)


Corría el año 2000 cuando Bryan Singer daba el pistoletazo de salida en la gran pantalla a una saga mítica de la Marvel como es X-Men, con dos películas muy dignas que llenaron nuestros ojos con buenas historias y un Ian McKellen impagable. Once años después, tenemos una secuela apasionante, con un James McAvoy en las carnes de Charles Xavier (no necesita ni presentación) por fin expresivo y un Michael Fassbender demostrando que es uno de los mejores actores de su generación. Todo un regalo para los sentidos.


9. Millennium: Los hombres que no amaban a las mujeres (David Fincher)


Era este un arriesgado filme, con la alargada sombra de la cinta sueca homónima aún dando coletazos. Y es que los remakes siempre son una apuesta que los amantes del cine miramos con lupa, como si los estuviéramos juzgando de antemano (y yo no me excluyo). Pero esta vez me pudo el hecho de que el director era David Fincher, uno de los mejores narradores del momento, cuya trayectoria es una de mis debilidades. Interpretaciones de altura (increíbles Daniel Craig y Rooney Mara), atmósfera impecable, secundarios de lujo y banda sonora magnética (atención a los títulos de entrada, de los mejores que he visto), solo le pesa el hecho de aportar poco desde el punto de vista del enfoque a la primera adaptación de las novelas de Stieg Larsson.


8. La voz dormida (Benito Zambrano)


Llegamos a la primera cinta patria que incluyo en el ranking. Benito Zambrano, un artesano cuyo talento esta fuera de toda duda a pesar de su corta pero intensa filmografía, firma una película nostálgica y potente que tiene como marco la posguerra española y como target la historia de dos sensacionales mujeres (se agradece un cambio de punto de vista), donde el mayor aliciente será ver a una espectacular María León dando clases magistrales de interpretación.


7. Super 8 (J.J. Abrams)


Mucho se ha escrito ya acerca de esta cinta: que si copia de E.T., que si ejercicio de melancolía, que si demasiado bienintencionada. Lo cierto es que sí, muchas de esas acusaciones son sostenibles, pero lo que también es innegable es que aborda el tema de la juventud con direccionalidad, dando por fin al espectador niños que se comportan como tal, y mostrando un profundo respeto y admiración por las obras de los 80 de Steven Spielberg y Richard Donner. Podemos además disfrutar con la brillante interpretación de Elle Fanning (ojo al plano corto de la confesión) y de la solvencia tras las cámaras de J.J. Abrams, que hace aquí un gran trabajo.


6. No tengas miedo (Montxo Armendáriz)


Otra cinta española, esta vez incluso más dura si cabe que la anterior. No apta para todos los estómagos, no por sus imágenes sino por la carga emocional que lleva, nos narra una historia de abusos sexuales y decadencia personal. Muy grande Lluís Homar y no menos soberbia Michelle Jenner. Una película que deberían poner en las universidades.


5. Midnight in Paris (Woody Allen)


Y como no, aquí estoy de nuevo con mi viejo amigo el neoyorquino, el que nunca me defrauda. Pero esta vez se ha superado con una de las historias más divertidas que he visto el pasado año en un cine, que además es capaz de traer consigo una profunda reflexión sobre el paso del tiempo y como los seres humanos nos las apañamos para no estar contentos con nada. Woody Allen lo ha vuelto a hacer.


4. Hanna (Joe Wright)


He de decir primero que siento predilección por el estilo visual de Joe Wright, y en esta cinta, pese a que tiene la apariencia de ejercicio explosivo de su autor, no he podido sino sentarme a disfrutar de sus brillantes interpretaciones (ya he comentado alguna vez que la joven Saoirse Ronan es una de las grandes estrellas venideras) y su eléctrica puesta en escena. Un filme que no os dejará indiferentes.


3. No habrá paz para los malvados (Enrique Urbizu)


Y ahora sí, entramos en el Top 3, con la mejor película en muchos años, si no la mejor, que hemos conocido como industria cinematográfica. Enrique Urbizu consigue orquestar una increíble ópera de género, donde José Coronado compone uno de los mejores personajes que recuerde. Esa estructura, ese guión, ese final, son los que la convierten en el acontecimiento cinematográfico del año sino del siglo en España. Imprescindible.


2. Melancolía (Lars von Trier)


Este año tuvo dos grandes estrenos controvertidos, uno fue esta 'Melancolía', del danés Lars von Trier, y otro fue 'El árbol de la vida', de Terrence Malick. Mientras que a la segunda la considero la mayor tragedia que le ha acontecido a la cartelera del 2011, esta primera la estimo todo un evento de la profundidad, un filme que, aunque terriblemente ambicioso (no podía ser de otra forma viniendo de quien viene), nos graba en la retina algunas de las imágenes más potentes que hemos visto en una sala de cine, y una historia indescriptible —literalmente— acerca de la contradicción y la volubilidad de las personas. No es un filme que recomendaría a los cuatro vientos, pero no he podido resistir ponerla a esta altura de la lista.


1,5. La invención de Hugo (Martin Scorsese)


Este punto intermedio que me he sacado de la manga no tiene otra razón de ser que la de incluir en el top 10+1 esta maravilla que no había tenido oportunidad de visionar en el momento de redactar esta lista. El maestro Martin Scorsese, un cineasta que no ha hecho más que regalar Cine —en mayúsculas— al mundo del celuloide desde hace largos años, nos hace entrega con esta cinta de un joya de incalculable valor, toda una declaración de amor al séptimo arte en sí y a todos los que nos seguimos ilusionando como niños cada vez que nos sentamos delante de una gran pantalla. Tal es su magnitud y capacidad para enamorar que no he podido sino venir corriendo a incluirla en una lista ahora completa.


1. Drive (Nicolas Winding Refn)


Y cierro con la número uno, la gran obra contemplativa de otro danés, en este caso Nicolas Winding Refn. Por fin veo una historia de amor que me revuelve las entrañas, a un anti-héroe tan multidimensional como poco histriónico como el 'driver' de Ryan Gosling, una dirección que me paraliza, una banda sonora exquisita y, sobre todo, un tratamiento adulto de un relato de bajada a los infiernos. Por eso y por mucho más, es la mejor película del 2011.


Y así termino esta breve crónica de lo que fue, al menos para mí, un gran año en lo tocante al séptimo arte. Solo me queda instaros a que publiquéis vuestras listas en los comentarios y desearos un próspero año 2012 cargado de buen cine y éxito personal.

3 comentarios:

Frizork | 21 de enero de 2012, 21:46

Me alegré mucho de ver una nueva actualización de Positivando en el lector RSS. Me apunto varias de las películas como pendientes, este año no he seguido mucho el cine que salió...

David Laviè | 5 de febrero de 2012, 4:43

Muchas gracias por esa alegría :). Ha sido una época dura de trabajo y exámenes, pero intento recuperar las buenas costumbres. Ya contarás que tal esas películas que apuntaste como pendientes.

Iván Blanco | 5 de febrero de 2012, 21:41

Buena lista. Este año no he visto demasiadas películas de estreno (creo que sobre 40), así que no sé si mi Top 10 sería especialmente representativo de lo mejor del año.

Publicar un comentario